domingo, 30 de diciembre de 2012

Para tu continuo despertar

Cuando el corazón amoroso fluye y funciona, no tiene ningún deseo ni quiere nada – ninguno.

Cuando te miro físicamente, en realidad no te veo. Tú eres el Alma. Las cosas que te rodean y que ves físicamente son lo que has colocado afuera en el mundo, para que el Alma viva aquí.

Entonces, si quiero relacionarme contigo, debo relacionarme contigo en el nivel del Alma. Eso es muy fácil de hacer. Lo primero que hacer es tener respeto y lo segundo es que cuidar o interesarte por la persona y lo tercero es apoyar a esa persona. Todo eso se llama amar. Si mantenemos la dignidad del ser humano, hemos respetado, apoyado y cuidado a los demás. Tal vez eso no haga ninguna diferencia fuera de nosotros, pero no estamos intentando salvar al mundo. En su lugar, evolucionamos por esa bondad que es nuestra naturaleza.

La meditación es un proceso de tomar conciencia de sí mismo y por último, de auto realización.

Los iniciados saben que lo que viene a su encuentro es para su continuo despertar.

- John-Roger

domingo, 23 de diciembre de 2012

El regalo de los retos

En una sociedad masivamente infectada con el virus de la gratificación instantánea – quiero disfrutar el resultado ahora mismo ¡y punto! – pensar en cuál es tu mayor reto puede ser pensar contracorriente. Pero si quieres tener éxito y prosperar, ese es uno de los principios fundamentales: piensa contracorriente y cuestiona los criterios aceptados por la mayoría. Es la única forma de obtener resultados superiores.
La mayoría quiere recibir algo por nada y esa es la razón fundamental por la que la mayoría, como dijo el poeta norteamericano Henry David Thoreau, vive una vida en desesperación silenciosa. Si quieres tener resultados superiores a la mayoría debes estar dispuesto(a) a hacer un esfuerzo superior al que hace la mayoría, y pagar ese precio que la mayoría no está dispuesto a pagar. Y eso incluye identificar cual es el mayor reto que tienes hoy en tu vida, y tomar la decisión de vencerlo, convirtiendo el proceso en una experiencia de aprendizaje y crecimiento.
Medita sobre las siguientes ideas, y compártenos tus impresiones:
Tu meta más importante puede ser el desarrollo de una habilidad para superar un reto
En tu mayor reto está contenida tu mayor oportunidad para crecer
Mientras mayor sea el reto, mayor el crecimiento que tendrás
Entonces, si estás listo(a) para trabajar en atraer esa prosperidad y abundancia que deseas en tu vida, hazte la pregunta, ¿Cuál es el mayor reto que tengo delante? y toma acción de inmediato.
Un abrazo,
Jose

viernes, 23 de noviembre de 2012

EL PROBLEMA


Cuenta la leyenda que en un monasterio budista ubicado en una ladera casi inaccesible de las frías y escarpadas montañas del Himalaya, un buen día uno de los monjes guardianes más ancianos falleció. Le hicieron los rituales tibetanos propios para esas ocasiones, llenas de profundo respeto y misticismo. 

Sin embargo, era preciso que algún otro monje asumiera las funciones del puesto vacante del guardián. Debía encontrarse el monje adecuado para llevárselas a cabo. El Gran Maestro convocó a todos los discípulos del monasterio para determinar quién ocuparía el honroso puesto de guardián. El Maestro, con mucha tranquilidad y calma, colocó una magnifica mesita en el centro de la enorme sala en la que estaban reunidos y encima de ésta, colocó un exquisito jarrón de porcelana, y en él, una rosa amarilla de extraordinaria belleza y dijo:

-.He aquí el problema. Asumirá el puesto de Honorable Guardián de nuestro monasterio el primer monje que lo resuelva.. Todos quedaron asombrados mirando aquella escena: un jarrón de gran valor y belleza, con una maravillosa flor en el centro. Los monjes se quedaron como petrificados en el más respetuoso silencio, hundidos en sus interrogantes internas… ¿Qué representaría ese bello jarrón con flores? 

¿Qué hacer con él? ¿Cuál podría ser el enigma encerrado de tan delicada belleza? ¿Simbolizaría acaso las tentaciones del mundo? ¿Podría ser algo tan simple como que necesitara agua la flor?

Eran tantas preguntas… En un momento determinado, uno de los discípulos sacó una espada, miró al Gran Maestro, y a todos sus compañeros, se dirigió al centro de la sala y … zas!! Destruyó todo de un solo golpe. Tan pronto el discípulo retornó a su lugar, el Gran Maestro dijo: . Alguien se ha atrevido no sólo a dar solución al problema, sino a eliminarlo.

Honremos a nuestro Guardián del Monasterio.. En realidad, poco importa cuál sea el problema. 

Hay problemas cuyo aspecto nos confunde, pues halaga los sentidos. En el fondo sigue siendo un problema. 
Si el problema, es exactamente eso: un problema, y precisa ser eliminado.

Muchas personas cargan la vida entera el peso de cosas que fueron importantes en su pasado y que hoy solamente ocupan un espacio inútil en sus mentes, espacio que es indispensable para recrear la vida. 

Un antiguo proverbio Chino dice:

Para que tú puedas beber vino en una copa que se encuentra llena de té, es necesario primero tirar el té y entonces podrás servir y beber el vino. Limpia tu vida, comienza por las gavetas, armarios. 
Exígete a ti mismo lo que te gustaría exigirles a los demás. No te quejes con tu Dios diciéndole que tienes un gran problema, dile a tu problema que tienes un gran Dios.


lunes, 19 de noviembre de 2012

PENSAMIENTOS DE FELICIDAD



Tus pensamientos son los que te atemorizan. Decide cambiarlos, y el miedo se habrá ido.

Son tus pensamientos los que hacen que te sientas frustrado, enojado, desilusionado, impaciente e incómodo. Y son también tus pensamientos quienes pueden sacarte de todas esas cosas.

Porque pueden transformar enojo en perdón, decepción en determinación, incomodidad en inspiración y temor en amor. La decisión es siempre tuya.

El mundo es lo que es. Pero son tus pensamientos los que determinan cómo te paras ante él.

Controlando tus pensamientos controlas el tipo de mundo en el cual vives. Tanto cuando te das cuenta, como cuando no tienes idea de que así es, siempre estás controlándolos.

Muy dentro de ti yace una persona hermosa, única e irrepetible, que está buscando verdadera felicidad y plenitud. Permite que tus pensamientos resuenen con la genuina persona que tú eres, y puedes tener la certeza de que esa felicidad llegará.





La vida es gloriosamente compleja. El universo es asombrosamente complejo.

Cada nuevo descubrimiento abre la puerta a más descubrimientos aún. Cada desafío que enfrentas te prepara para enfrentar desafíos mayores, que te darán más satisfacciones aún.

En lugar de luchar contra la dificultad, valórala y celébrala. Acepta los desafíos y descubrirás en ellos enorme valor.

En lugar de sentirte frustrado y confundido por la complejidad, sumérgete y siente su riqueza. Aunque no puedas llegar a comprenderla por completo, podrás comprenderla un poco mejor.

Las circunstancias cambian momento a momento, y la vida se va renovando continuamente. A pesar de que los cambios suelen resultar dolorosos, una vida sin cambio alguno sería insoportablemente vacía.

Con sus numerosos altibajos, con todas sus idas y vueltas, la vida está teniendo lugar a todo tu alrededor. Recuerda cuán verdaderamente afortunado eres, considéralo todo en su conjunto, y dale forma a tu propia grandeza, única y especial.

Jose Lopez

jueves, 8 de noviembre de 2012

CERRANDO CIRCULOS



by Paulo Coelho

Siempre es preciso saber cuándo se acaba una etapa de la vida. Si insistes en permanecer en ella más allá del tiempo necesario, pierdes la alegría y el sentido del resto. Cerrando círculos, o cerrando puertas, o cerrando capítulos, como quieras llamarlo. Lo importante es poder cerrarlos, y dejar ir momentos de la vida que se van clausurando.

¿Terminó tu trabajo?, ¿Se acabó tu relación?, ¿Ya no vives más en esa casa?, ¿Debes irte de viaje?, ¿La relación se acabó? Puedes pasarte mucho tiempo de tu presente "revolcándote" en los por qué, en devolver el cassette y tratar de entender por qué sucedió tal o cual hecho. El desgaste va a ser infinito, porque en la vida, tú, yo, tu amigo, tus hijos, tus hermanos, todos y todas estamos encaminados hacia ir cerrando capítulos, ir dando vuelta a la hoja, a terminar con etapas, o con momentos de la vida y seguir adelante.

No podemos estar en el presente añorando el pasado. Ni siquiera preguntándonos por qué. Lo que sucedió, sucedió, y hay que soltarlo, hay que desprenderse. No podemos ser niños eternos, ni adolescentes tardíos, ni empleados de empresas inexistentes, ni tener vínculos con quien no quiere estar vinculado a nosotros. ¡Los hechos pasan y hay que dejarlos ir!
Por eso, a veces es tan importante destruir recuerdos, regalar presentes, cambiar de casa, romper papeles, tirar documentos, y vender o regalar libros.

Los cambios externos pueden simbolizar procesos interiores de superación.

Dejar ir, soltar, desprenderse. En la vida nadie juega con las cartas marcadas, y hay que aprender a perder y a ganar. Hay que dejar ir, hay que dar vuelta a la hoja, hay que vivir sólo lo que tenemos en el presente…

El pasado ya pasó. No esperes que te lo devuelvan, no esperes que te reconozcan, no esperes que alguna vez se den cuenta de quién eres tú… Suelta el resentimiento. El prender "tu televisor personal" para darle y darle al asunto, lo único que consigue es dañarte lentamente, envenenarte y amargarte.

La vida está para adelante, nunca para atrás. Si andas por la vida dejando "puertas abiertas" por si acaso, nunca podrás desprenderte ni vivir lo de hoy con satisfacción. ¿Noviazgos o amistades que no clausuran?, ¿Posibilidades de regresar? (¿a qué?), ¿Necesidad de aclaraciones? , ¿Palabras que no se dijeron?, ¿Silencios que lo invadieron? Si puedes enfrentarlos ya y ahora, hazlo, si no, déjalos ir, cierra capítulos. Dite a ti mismo que no, que no vuelven. Pero no por orgullo ni soberbia, sino, porque tú ya no encajas allí en ese lugar, en ese corazón, en esa habitación, en esa casa, en esa oficina, en ese oficio.

Tú ya no eres el mismo que fuiste hace dos días, hace tres meses, hace un año. Por lo tanto, no hay nada a qué volver. Cierra la puerta, da vuelta a la hoja, cierra el círculo. Ni tú serás el mismo, ni el entorno al que regresas será igual, porque en la vida nada se queda quieto, nada es estático. Es salud mental, amor por ti mismo, desprender lo que ya no está en tu vida.
Recuerda que nada ni nadie es indispensable. Ni una persona, ni un lugar, ni un trabajo. Nada es vital para vivir porque cuando tú viniste a este mundo, llegaste sin ese adhesivo. Por lo tanto, es costumbre vivir pegado a él, y es un trabajo personal aprender a vivir sin él, sin el adhesivo humano o físico que hoy te duele dejar ir.
Es un proceso de aprender a desprenderse y, humanamente se puede lograr, porque te repito: nada ni nadie nos es indispensable. Sólo es costumbre, apego, necesidad. Por eso cierra, clausura, limpia, tira, oxigena, despréndete, sacúdete, suéltate.

Hay muchas palabras para significar salud mental y cualquiera que sea la que escojas, te ayudará definitivamente a seguir para adelante con tranquilidad. ¡Esa es la vida!

miércoles, 24 de octubre de 2012

APROVÉCHALO AL MÁXIMO



Sé honesto contigo mismo, y también con todos los demás. Habrá algunas cosas que te gustarán y otras que no, y está bien que así sea.

Acéptate tal y como eres, y haz lo mismo con los demás. Eres como eres, con tus sueños y tus pasiones, preferencias e intereses, y cada persona es maravillosamente única e irrepetible.

Todo aquello de lo que escapas, o de lo que intentas esconderte, o que tratas de negar, se vuelve más grande e influyente. Tomando las cosas tal como son, viéndolas como lo que realmente representan, te liberas de su control.

Estás aquí donde estás y la vida es como es. Cuanto más plenamente lo aceptes, más fuerza tendrás para hacer algo al respecto.

Este momento presente conlleva enormes oportunidades. No tiene sentido luchar contra lo que es.

Por el contrario, acepta las cosas tal cual son, como tú eres, lo que sientes y lo que la vida haya puesto en tu camino. Haciéndolo, podrás sacar el máximo provecho de todo ello.



"La Felicidad es un viaje, no es el destino".



QUE LA ALEGRIA FLUYA


¿Cómo hacer para sentir alegría? Dale lugar, simplemente, y allí estará.

La alegría no pide condiciones especiales. Puedes sentirla en los momentos más insignificantes así como en las situaciones más trascendentes.

Hasta en épocas de pérdida y tristeza la posibilidad de sentir alegría existe. Esa alegría, así de melancólica como podría llegar a ser, proviene de comprender que esa tristeza significa que realmente te importa.

Considera a la alegría como algo que tú generas, en lugar de algo que debe ser creado para ti. Comprende que la alegría es una elección que tú puedes hacer en cualquier momento y la sentirás en plenitud.

Pon alegría en lo que haces y lo harás mejor. Dale alegría a tus relaciones, y se fortalecerán.

La alegría llegará cuando tú le permitas que llegue. Deja que fluya libremente a través de los instantes de tu vida, y el enorme valor que aporta será tuyo por siempre.


www.joselopez.co

miércoles, 17 de octubre de 2012

RECORRE EL CAMINO


Algunos de tus esfuerzos generarán valiosos resultados. Otros aportarán valiosas experiencias.

Si decides valorarlos, ningún esfuerzo se habrá desperdiciado. Todo lo que haces sirve para, con el correr del tiempo, ayudarte a avanzar.

Decide prever lo que podría salir mal y da los pasos necesarios para evitarlo. Pero no cometas el error de no hacerlo sólo porque podrían surgir problemas.

Cuando la meta vale la pena y tiene sentido, ocúpate y haz que suceda. Concéntrate en el resultado final, esperando lo mejor, y comprométete a enfrentar cualquier obstáculo que pudiera surgir.

Por supuesto, enumerar una lista de excusas para no hacer nada es fácil. Pero eso, justamente, no te llevará a ninguna parte.

Aunque sepas que seguir avanzando no siempre será sencillo, anímate a dar unos cuantos pasos de todos modos. Estate dispuesto a encontrar la resistencia que, tú ya sabes, aparecerá, a recorrer el camino atravesándolas y estarás frente a un logro real y concreto al alcance de tu mano.

By J.L.

jueves, 27 de septiembre de 2012

NUESTRO ÉXITO ESPIRITUAL



Si podemos asistir a las personas hacia la libertad de su propio ser y darles la experiencia de ser capaces de crear nuevas respuestas para sí mismas que les brindarán dicha y plenitud, entonces hemos sido realmente exitosos.
Lo que sea que necesites para tu crecimiento espiritual en el momento, simplemente ve la Luz trayéndolo hacia tí, para tu bien mayor.
Si necesitas sanar una parte de tu cuerpo, cualquier parte que necesite la Luz, ve dentro de tí que esa parte es perfecta. Con el Espíritu nada es imposible, porque todo proviene del Espíritu.
Le aconsejo a las personas que no estén ansiosos por seguir las directivas que perciben durante la meditación o los ejercicios espirituales.
Hay muchos, muchos niveles diferentes y procesos que se activan durante los ejercicios espirituales mientras te adentras en tu propia conciencia. Y ciertamente no todos reflejan comunicación clara y positiva.
Recuerda que tus percepciones mediante pensamientos y sentimientos están sujetos a la ilusión y las conclusiones falsas.
A pesar de tu pasado lo que te brinden los demás, siempre existe la oportunidad de aceptar y amar lo que sea tu experiencia.
Me he propuesto a no ponerme nunca a juzgar las acciones de la gente. Porque si alguien se sienta a tomarse una o dos cervezas, tal vez no sepas que han estado sirviendo a miles de personas, haciendo su ministerio noche y día y ahora están descansando un rato. Por eso, deja las cosas sean tal como son.
A veces, necesitamos dar un paso atrás, porque las cosas se ponen intensas. Entonces, seamos mucho más tolerantes unos con otros y a la vez contigo también.
¿Sabes lo que quiere decir ser mucho más tolerante? No seas tan exigente o rígido. Suéltate, suelta tu mente y tus emociones de cuando en cuando. Ya sabes, dí: “¡Uuuf, Caray!”, de tanto en tanto, simplemente para ponerte en contacto con el resto del mundo que dice cosas así.
Manifiesta amor en todo lo que haces. Cuando trabajes, trabaja con amor. Cuando juegues, juega con amor. Cuando toques a alguien, tócalo con amor. Y cuando hables, habla con amor, porque el amor es el sonido del Alma.
Cuando realmente hemos perdonado a alguien, regresamos a la inocencia original. Y esa inocencia original es como la nieve blanca, fresca. Es como la lluvia fresca que limpia el aire.
Es algo que te impulsa a decir: “¡Ah!…” Es como cada atardecer que he visto… todos son nuevos.
- John-Roger


jueves, 20 de septiembre de 2012

PASO A PASO



¿Cuántas pequeñitas oportunidades ignoras rutinariamente por estar esperando, anhelando, buscando y deseando la gran oportunidad? Esa, la oportunidad de la vida, puede llegar algún día, o podría no llegar nunca. Sin embargo, todas esas pequeñas oportunidades están allí todo el tiempo, listas para ser aprovechadas.

Cada instante constituye una oportunidad de generar un poquito de valor. Aunque el avance que puedas experimentar en tan sólo un instante pueda no parecer demasiado grande, esos pequeñitos momentos pueden ir acumulándose a lo largo del tiempo, llegando a conformar logros enormes.

Das un pequeño pasito y apenas podría llegar a parecer que te hubieses movido. Pero si sigues dando un paso tras otro podrás llegar a cualquier lugar que te propongas.

El camino más confiable hacia el éxito es uno muy simple que cualquiera que decida hacerlo podría adoptar. Sueña grandes sueños dando pequeños pasos, uno tras otro tras otro hasta que estés allí.

Intentando llegar a la cima de la montaña de un salto y en un único esfuerzo, lo más probable es que fracases. Pero comprométete a llegar a la cumbre paso a paso y puedes tener la certeza de que llegarás.

En este preciso instante hay docenas de pequeñas oportunidades esperando que tú las aproveches. Genera un poquito de valor aquí, un poquito más de valor allí, una y otra vez, y no habrá límites en cuanto a dónde puedas llegar.

By J. Lopez

jueves, 23 de agosto de 2012

VIVE A CONCIENCIA


Vive este momento, vive este día bien a conciencia. Decide delinear el mundo que te rodea de acuerdo a tus valores más profundos.

La vida no es un hecho fortuito librado al azar. Sea lo que fuere que esté sucediendo en tu vida en cualquier momento dado, es el resultado de un cierto y determinado conjunto de pensamientos y acciones.

En lugar de quejarte por tus actuales circunstancias, ocúpate de dar lugar a otras, nuevas. Pasa todo por el sentido que yace dentro de ti y conéctalo con todo lo que haces.

Si tus acciones no están realmente basadas en algo que tenga sentido para ti, hasta los más insignificantes contratiempos podrían paralizarte. Por el contrario, dando verdadero sentido a cada jornada, hasta los más complicados desafíos servirán para elevarte aún más.

Tus más preciados sueños son tuyos por una muy buena razón. Tú eres la persona especial que puede hacerlos realidad.

Hazte un gran favor a ti mismo dando a este día un objetivo que tenga sentido. Siente la estimulante, dinámica energía de la vida a medida que vas generando una verdadera diferencia en tu mundo.

El motivador diario - J.L.

lunes, 13 de agosto de 2012

PRIMERAS IMPRESIONES



Las primeras impresiones son útiles e importantes. Pero obviamente, no lo son todo.

Una rápida primera impresión puede darte una idea de lo que está sucediendo. Aún así, hay mucho más bajo la superficie.

Deja que sean tus instintos quienes te guíen, sin llegar a permitir que te dominen. Haz lo que tengas que hacer y profundiza un poco más antes de emitir ninguna opinión ni de asumir ningún compromiso.

Cuando tengas que presentarte, apunta a generar una excelente impresión. Asegúrate, sin embargo, de contar también con la esencia que respalde esa primera impresión positiva.

Quienes juzgan muy rápidamente, sin tener en cuenta todos los factores, suelen cometer enormes, e irreversibles, equivocaciones. La mayoría de las veces, un juicio apresurado genera un problema y produce enojo, alienación, frustración y arrepentimiento.

Presta atención a tu primera impresión, pero asegúrate de que ella sea el punto de partida y no una conclusión definitiva.

By J.L.

martes, 24 de julio de 2012

VERDADES A MEDIAS...


 (Torbellino Humano - Alejandro Gutiérrez)
Comenzamos este artículo expresando lo emocionalmente compleja que significa para mi la vida, un mar de tribulaciones, de devenires y de momentos profundamente solos. Pero aquí estoy dando el rostro a la humanidad y gritando lo sorprendente que es el camino que me toco recorrer.

Muy por encima de la ausencia de la presencia divina, logro despojarme de mis temores y escribo lo que realmente pienso y emerge desde lo profundo de mi ser.

Observo a la multitud que desperdicia sus días frente a los espejos de la soberbia y el orgullo, elevándose por encima de lo natural de la vida y pregunto a ese ser superior, por que es así? Entes sin noción del tiempo que corren para ganar un puesto que jamás lo tendrán, apariciones idiotas y sin sentido del mundo real.

La falsa competencia del más fuerte no existe en el interior de una persona que esta buscando alcanzar el ideal que se ha propuesto. Los ideales individuales que carecen de propósito no son más que cascarones materiales de lo que este mundo les ha dado.

Las murallas que se alzan alrededor de cada persona, impenetrables y extremadamente inalcanzables para escapar, hacen de los títeres que guardan en su interior, la sociedad hipócrita en la cual cada uno habitamos.

Nos colocamos los disfraces de héroes alternativos y salimos a vagabundear por la dimensión real, entre comillas, sin prestar la correcta atención de los estímulos reales que nos rodean. Partiendo a veces a lugares en donde creemos estar en ese espacio cálido y protector del cual hemos sido creados.

Todos hemos sido expuestos para caer en la tentación alguna vez y muchos nos encontramos sumergidos en ella, pero hay una diferencia, que ciertos deseamos emerger hacia lo celestial y sublime.

Maldita conciencia que nos aniquila cuando estamos vulnerables y nos encierra en el círculo de la locura. Esta monotonía realiza una transformación interesante en la gente, pobres borregos costumbristas viviendo en el común denominador, siguiendo al depredador que los conduce hacia la cena lujuriosa, para devorarlos sin pudor alguno.

La lógica del mundo no tiene sentido, pero la aceptamos como un mandamiento principal, aunque traten de salir, volverán, ingenuos seres empapados de esperanzas erróneas, párvulos ciegos y nefastos que realizan actos poco comprensibles, dejándose manipular como títeres antes de la épica obra.

Los irrepudiables buscan la riqueza sin importar las consecuencias y lanzan sus dados de orgullo y vanidad ante los innombrables, dejando a la prole, a los asalariados, las sobras de la cena glotona que como buitres devoraron.

No todo esta perdido, mientras haya mentes libres habrá soluciones viables al conflicto de intereses propuesto por los verdugos.

Destrocemos la coraza de nuestro ser real que habita en nuestro interior y presentemos nuestra alma transparente para que sea la causa del triunfo de la epopeya que llevamos en nuestros hombros y cuesta arriba.

Éxitos Constantes!!
Erick Gutiérrez T.

lunes, 23 de julio de 2012

Todo esfuerzo que resulte necesario


Estando dispuesto a llevar a cabo un esfuerzo inicial, algunas veces tendrás éxito. Das un segundo paso, haces un segundo esfuerzo y entonces tendrás éxito más a menudo.

Estando preparado para llevar a cabo un tercer, cuarto o quinto esfuerzo, alcanzarás una tasa de éxito mucho más alta. Y si te comprometes a llevar a cabo cualquier esfuerzo que sea necesario conseguirás todo lo que te propongas.

Un éxito real, concreto y duradero suele requerir más de un intento. Intentándolo tan sólo una vez y dándote por vencido, no te habrás dado demasiada oportunidad de lograrlo.

No hay motivos para desalentarse cuando el objetivo no puede ser alcanzado la primera vez, o incluso la segunda o la tercera. Porque cada esfuerzo, aunque no te lleve a donde deseas, te habrá acercado allí.

Un intento fallido te aporta valiosos conocimientos y experiencia, e incrementa fuertemente la probabilidad de alcanzar el éxito la próxima vez. Cuanto más te acercas cada vez, puedes tener la certeza de que finalmente llegarás allí donde intentas llegar.

Los caminos que llevan a los más hermosos sitios siempre tendrán altibajos, idas y vueltas y necesidad de volver a retomar. Sigue haciendo el esfuerzo, no importa lo que sea, y llegarás a los maravillosos sitios que a los que deseas llegar.



Deja de tan sólo intentarlo   


Deja de intentar y empieza a hacerlo de verdad. Viéndote a ti mismo como tan sólo intentándolo, te pierdes los beneficios de un compromiso total y absoluto.

Tan sólo tratando, cada pequeña distracción se transforma en una gran excusa para no seguir adelante. Ve más allá de intentarlo, mírate a ti mismo como si lo estuvieses haciendo y los pequeños golpes a lo largo del camino tendrán muchas menos probabilidades de detenerte.

¿Preferirías vivir en un ensayo constante, o una vida plena, repleta de logros y realización? La diferencia radica en reemplazar todos tus intentos por el pleno compromiso de concretarlos.

Viéndote a ti mismo como intentando conseguir algo, te estás enviando constantemente el mensaje de que en realidad no te lo mereces. En cambio, decide verte efectivamente haciéndolo realidad y te sentirás confiado y seguro en cuanto a que obtendrás un resultado positivo y exitoso.

Mientras lo que hagas no sea más que intentarlo, ¿qué sentido tiene? Da un paso más en la escalera del compromiso, y concentra tu energía en hacer que suceda.

Te mereces lo mejor que la vida tiene para dar. Ve más allá de tan sólo intentarlo, y harás que así sea.

Jose Lopez



viernes, 6 de julio de 2012

EL DINERO ES NUESTRO ESPEJO


Por Julio Bevione

Mario tiene 27 años y lleva cuatro trabajando como analista en sistemas, su primer empleo profesional desde que terminó sus estudios. Está casado con Sara desde hace tres años, y aún no desea ser padre. “Me inquieta la idea de tener hijos, de asumir más responsabilidades, porque mi situación económica me agobia”, me dijo. “Vivo para pagar mis deudas, y siento que mi vida gira en torno al dinero. Es el tema de conversación con mis amigos, la razón por la que no logro tener un matrimonio en paz, y el miedo me está consumiendo. No puedo más”.

Hablamos toda una tarde. Aunque somos de generaciones diferentes, ambos crecimos sin saber cómo administrar bien el dinero. No era un tema del que los adultos hablaran con los niños, así que no aprendimos lo que conviene hacer. Son muchos los factores que determinan el equilibrio de nuetras finanzas, pero, durante la charla, le expliqué a Mario la importancia que la familia tiene en nuestra relación con el dinero, porque es en el hogar donde aprendemos a hacer buen o mal uso de él. “Tengo amigos que estudiaron finanzas y están en la misma situación que yo”, alegó, y yo le hice ver que nuestra forma de pensar, valores y actitudes frente a la vida se reflejan en nuestra economía, que no basta estudiar finanzas para saber administrar bien el dinero.

Luego, le sugerí algunas pautas para que empezara a corregir el camino:

1. Revise sus ideas. Lo que pensamos del dinero es una percepción que cada uno va construyendo. Para algunos, el dinero es “sucio”, y otros dicen: “Ganarlo es algo que se me da”. Con el dinero nos ocurre lo mismo que con las personas: si las respetamos y valoramos, se acercan; si les tememos o rechazamos, se alejan. Si su percepción del dinero es negativa, entonces adopte una nueva forma de verlo. A la larga comprobará que así como cree que es el dinero, así será.

2. Hágase dos preguntas clave. Muchos jóvenes viven en un mundo donde todo les parece posible: no perciben límites, y si no obtienen al instante lo que desean, se frustran. Con mis padres aprendí que podía llegar a tener todo lo que deseara, pero que no todas las cosas que uno desea son necesarias. Quizá pueda comprarme la ropa que quiero, pero, ¿en verdad la necesito? Le sugerí a Mario que la próxima vez que fuera a comprar algo, se hiciera estas dos preguntas: “¿Puedo comprar esto?” y “¿Lo necesito?” Si la respuesta a ambas era sí, entonces le aconsejé preguntarse: “¿Estoy absolutamente seguro de que lo necesito?” Así, al tomar conciencia de sus impulsos, sus gastos se reducirían mucho.

3. No se atormente. La mala organización financiera no nos hace malas personas ni merecedores de un castigo. Cuando hablo con personas que tienen problemas económicos, me doy cuenta de que no pueden ver otras posibilidades porque su mente está nublada por la ira y la culpa. Y ese desgaste emocional, lejos de aportar soluciones, termina por complicarlo todo, ya que hasta su salud se ve afectada: presentan aumento de peso, úlceras e hipertensión. ¿Qué hacer? Lo contrario. No atormentarnos por lo que pasa, sino abrir más los ojos para darnos cuenta de lo que necesitamos aprender; dar vuelta a la página y empezar a escribir un nuevo capítulo.

Al final de nuestra charla, le pedí a Mario que me mostrara su billetera: estaba muy desordenada. Por eso, le recordé que el dinero es nuestro espejo: “Si hay caos y desorden en nuestra vida, eso se refleja en nuestra economía personal”.



viernes, 22 de junio de 2012

Lo que está bien en tu vida


Las cosas buenas de tu vida forman parte de ti con tanta naturalidad, que muy fácilmente tiendes a darlas por sentado y muy de vez en cuando te detienes a pensar en ellas. Vale la pena, sin embargo, pensar en las cosas buenas de tu vida con mayor frecuencia.



Hay montones de cosas que están bien en tu vida. ¿Has pensando en alguna de ellas últimamente?

Sea lo que fuere que pueda estar teniendo lugar en tu vida, el hecho es que tú eres una persona bendecida de muchas y muy diferentes maneras. Piensa en esas bendiciones que se entremezclan silenciosamente en un segundo plano de tu vida, apoyándote y sosteniéndote en todo momento.

Piensa por un momento en las cosas que están bien en tu vida. Cuanto más a menudo conectes con el valor que ya es tuyo, más valor generarás.

Cuando sientas que los problemas y las frustraciones están tomando el control de tus pensamientos, detente y sintoniza tu mente en una frecuencia más positiva. Recuerda que allí donde se enfoquen tus pensamientos, el resto de ti rápidamente los seguirá.

Concentra tu atención en las muchas cosas buenas que conforman tu vida. Porque contigo nutriéndolas, esas cosas buenas y valiosas podrían transformarse, de verdad, en algo maravilloso.

Jose Lopez

jueves, 14 de junio de 2012

CUMPLIR 40 AÑOS



¿Qué es cumplir cuarenta años?

Un amigo cumplió 40 años e hizo una fiesta inmensa en una disco que frecuentaba años atrás. Me pidió que hablara, que cumpliera con mi rol de pensador público y dijera unas palabras. Su pedido fue que dijera qué es cumplir cuarenta años. Dije esto que sigue:

Una bendición. Atea. Cumplir cuarenta años es una bendición de la vida. Si pensamos por un momento en el animal que somos, en el mamífero complejo, si pensamos en un cuerpo de cuarenta años, nos vemos como animales ya vividos, curtidos. Un animal que logró mantenerse vivo bastante tiempo, ya no un accidente de la vida. Pasar la línea de los cuarenta es dejar de ser un accidente de la vida y comenzar a ser ya un logro.

Cumplir cuarenta años, es para un varón, llegar a ser un hombre. Antes, en la liviandad y la inconsciencia, en ese largo período de padecimientos e incertidumbres dudosamente glorificado como juventud, uno cree que puede ganar, que puede hacerle trampa a la muerte, desarrollar una diferencia que lo ponga fuera de su alcance. Después de los cuarenta adquirimos consistencia plena: sabemos que la cosa un día termina, pero también –paradójicamente- sentimos que somos más fuertes, más densos, más concretos, más interesantes.

Cumplir cuarenta es empezar a tener que elegir más que antes, no poder coquetear con todo como si un día uno pudiera levantarse y transformarse en princesa. O en príncipe. Se acabó la aventura de la ilusión, la aventura sonsa ligada al infinito. Empieza la aventura más valiosa, definitiva, el cuarentlón, donde uno tiene que mostrar quién es y dejarse de joder. Elegir a quién quiere y para qué. Elegir a qué va a dedicar sus talentos. Elegir qué cosas vas a intentar hacer y cuales vas a tolerar dejar en el camino.

(Elegir o aceptar, porque en realidad esas supuestas elecciones están determinadas por fenómenos de la sensibilidad individual que no se arman en el vacío: uno quiere lo que quiere, le pasa lo que le pasa, y a los cuarenta comienza a aceptarlo todo, y a ser protagonista de su forma en vez de creer que puede inventarla.)
Se acabó la gracia inocente del juego des comprometido. Ahora todo es de verdad, pero también uno ha aumentado tanto su fuerza, su poder personal, que descubre que en lo que creía una renuncia aparece en realidad un mundo nuevo, genial, con más relieve y más interés.

Cumplir cuarenta años es empezar la segunda parte de la vida, dejar los últimos resabios de fantasma y empezar a ser un mamífero masculino, viril, deseable, hecho, listo para las batallas más importantes del desarrollo personal.

Cumplir cuarenta es terminar la maratón, empezar la ceremonia del té.

Cumplir cuarenta es pasar del otro lado del espejo y volverse definitivamente el cuerpo que nos venía acompañando desde que nacimos.

Cumplir cuarenta es declarar abierto el período de las aventuras definitivas.

Cumplir cuarenta es encontrarle la punta al ovillo, desenmarañar el caos, entender qué figura se estuvo armando en tantos frentes dispersos, dar un paso integrador fundamental, que aporta velocidad, ligereza, alivio, felicidad.
Cumplir cuarenta es dar la vuelta obligada, tomar el camino del eje, ubicarse y lanzar los pseudópodos más logrados de la vida, emitir y vivir los deseos más sólidos.

Cumplir cuarenta es sensacional.

Alejandro Rositchner  www.100volando.blogspot.com

lunes, 4 de junio de 2012

LA MANIPULACIÓN EN LA PAREJA



 


Manipulación Es la acción de distorsionar la verdad o la justicia en beneficio particular!


Hoy en día existen lamentablemente muchos cónyuges que usan la manipulación para obtener beneficios individuales. Es una acción que evidencia una actitud egoísta e injusta.

Las mujeres frecuentemente usan esta “arma” para lograr que sus esposos hagan lo que ellas quieren. Muchas veces quieren valerse de otras personas de influencia en sus esposos para que los convenzan de ir donde ellas quieren o de hacer lo que ellas quieren. Aunque la intención o el motivo sea bueno, no se justifica la manipulación bajo ninguna circunstancia.
Los hombres también usan con frecuencia esta actitud para conseguir que sus esposas cedan a sus deseos. El área más común de manipulación de los esposos es un “romance temporal” para que ellas accedan a tener relaciones sexuales, pero después abandonan la actitud romántica y vuelven a su rutina de trato indiferente o frío para con ellas.
Hay muchos más ejemplos de manipulación en los matrimonios, pero lo que es una realidad es que esta actitud va lesionando y dañando la relación poco a poco, los va indisponiendo y vienen las peleas, las ofensas y la relación cae en una vorágine de efectos emocionales negativos que la puede destruir.
La raíz de la manipulación, se fundamenta en la incapacidad de poder transmitir los sentimientos por medio de una comunicación saludable, ya sea por temor a la reacción del otro(a) o por no saber cómo hacerlo, o por situaciones similares vividas anteriormente.
I Cor 13:5-7: el amor no hace nada indebido, no busca lo suyo,  no se irrita, no guarda rencor; no se goza de la injusticia,  sino que se goza de la verdad.  Todo lo sufre, todo lo cree,  todo lo espera, todo lo soporta.
Todos los matrimonios tenemos que trabajar en nuestra comunicación sincera y transparente, sin presión, sin engaño; sino abriendo el corazón libremente. Quizás algunas veces no nos será fácil, pero ese es el método más seguro para tener y mantener un matrimonio saludable.
Es muy importante entender que tenemos que ser abiertos y escuchar también a nuestro cónyuge cuando nos expresa sus sentimientos, siendo comprensivos, empáticos, y bien intencionados para entender sus puntos de vista sin pretender imponer el nuestro. Para lograr esto es necesario renunciar por completo al egoísmo y al orgullo, y estar dispuestos al menos a procurar sinceramente entender el sentimiento de nuestro cónyuge.
Si has usado la manipulación en tu matrimonio, renuncia a esa actitud, pídele perdón a Dios y a tu esposa(o) y toma la decisión de usar la comunicación sincera y libre para expresar tus sentimientos, tus deseos y tus anhelos. Fortalece tu vida espiritual para que estés en capacidad de expresar y de escuchar los sentimientos y emociones de tu cónyuge sin juzgarle ni criticarle su manera de pensar, sino respetando su opinión.
Para vivir el amor verdadero de Dios, tenemos que vivir en la verdad siempre, y si no sabemos cómo hacerlo, tenemos que pedir ayuda para alcanzar la libertad de poder hablar con nuestro cónyuge, expresándole nuestros sentimientos sin necesidad de usar la manipulación.
Tú matrimonio y tu familia es el tesoro más valioso que Dios te ha dado. CUÍDALO!.

Luis y Hania Fernandez
www.libresparaamar.org
matrimonios@libresparaamar.org